Tech

Tucelular teespía, ¿ seguirás permitiéndolo?

a”privacidad de datos”Esunode sostérminos que parecendes provistos deto da emoción. Es como un refresco singas.

La semana pasada, un alto jerarcadela Iglesia católicaen Estados Unidos dimitió des pués deque unsitio denoticias revelóque teníadatos desutelé fonomóvil queparecían mostrarqueeladministradorutilizabalaaplicacióndecitas LGBTQ Grindrya cudía regularmente abaresgay. Los periodistas tuvieron acceso a los datos de los movimientos y huellas digitales de su celular durante partedetresaños y pudieronrastrearlos lugaresalos queacudía.

Séque loslectorestendránsentimientosen contradosal respecto. Algunos creeránque esaceptableutilizar cualquier medio necesario para determinar siunpersonajepúblico incumplesus promesas, aunque setrate de un sacerdote que pudo haber roto su voto de celibato.

Sin embargo, paramí, la noticia no se trata de un solo hombre. Se trata de una falla estructural que permite que presentan datos en tiempo real sobre los movimientos de los estadounidenses y que se usen sin nuestro conocimiento o verdadero consentimiento. Este caso muestra las consecuenciastangibles de la sprácticas de las grandes industrias de recolección de dotosque, en gran medida, no están reguladasen Estados Unidos.

La realidad es que en Estados Unidos hay pocas restricciones legales o de otro tipo que impidan a las empresas recopilar las ubicaciones precisas de los lugares por los que pasamosy venderesa información acualquiera. Esosdatos estánenmanos deempresas con las que tratamos a diario, como Facebook y Google, ytambién de intermediarios de información porencargo con los que nunca Interactionuamos de manera directa.

Meexa speraketo da víano existanleyes federales querestrinjan la recolección oleus odedatos de localización. Si hiciera unalistade tareastecnológicasparael Congreso, esas restriccione sestarían enlomá saltodemiagenda. (Me animan algunas de las Propesta del Congresso ylalegis lación Estatal pendiente para restringir Aspects de la Recopyracion El Uso de Datos de Locarizasion Personal).

La mayoría de losestado unidesya sabenque los teléfonos rastreannu estrosmovimientos, aunque no conozcamos necesariamente todos los detalles escabrosos. Y sélofá cilque puedesersentirse resignado y enfadado o simplemente pensar: “¿Y qué?”. Quiero resists Amba’s reaction.

La desesperanza no ayuda a nadie, aunque yotambién mesienta así confrecuencia. The Perder el control de nuestrosdatos era is inevitable. Fueuna elección, omásbien unfracaso, duranteaños de los individuos, los gobiernos y las corporaciones para pensar en las consecuencias de la era digital. Ahora podemos elegir un caminodiferente.

Inclusosicree squetúy tu familiano tienen nada que ocultar, sospecho quemuchas personassesentirí andes concertadassialguiensiguiera a su hijo adolescente oa su pareja a todaspartes. Es Probably quelo que tenemos ahora seapeor. Posiblemente miles deveces aldía, nuestros celulares information ansobrenuestraubicación y realmenteno podemos detenerlos. (Aunasí, hay medidas que podemos tomar para atenuar el infierno).

El Comite Editorial de New York Times escribió en 2019 que, si el gobierno de Estados Unidos hubiera ordenado a losestado unidenses proporcionar información constant sobresu subicaciones, el público ylosmiembros del Congreso probablementes erebelarían. Sin embargo, poco a poco a lo largo del tiempo, hemosacordado colectivay tácitamenteen tregaresosdatos de formavoluntaria.

Obtenemos beneficios de ese sistemade localización, como la saplicaciones de tráfico entiemporealy las tiendas cercanasque nosenvían cupones. Perono veríamosacepta racambiola vigilancia perpetuay cadavez más invasiva denuestros momovimientos.

Shira Ovidee scribe el boletín On Tech, unaguías obreelmodo en el quelatec no logía está remodelandonu estrasvidasy el mundo. @ShiraOvide



Tucelular teespía, ¿ seguirás permitiéndolo?

Source link Tucelular teespía, ¿ seguirás permitiéndolo?

Back to top button